Investing Value

estrategia value investingEl value investing, al igual que otras estrategias de inversión, tiene un mismo objetivo: conseguir una buena rentabilidad por el dinero invertido y que tanto esfuerzo ha costado ahorrar.
La filosofía value investing o estilo de inversión en valor, se ha demostrado que es una de las mejores fórmulas de inversión para conseguir los mejores retornos, no hay más que mirar al gran referente del value investing: Warren Buffett, que pasa por ser uno de los hombres más ricos del mundo, utilizando esta filosofía de inversión para conseguirlo.
A través del artículo de hoy, descubrirás que es el value investing, sus principios y como puedes implementar esta filosofía de inversión en tus propias decisiones, para conseguir que los resultados mejoren notablemente.

Investing value

¿Qué es el value investing?

El value investing, que traducido al español sería inversión en valor, parte de una idea muy simple, comprar acciones de empresas de calidad, a un precio de mercado por debajo de su valor intrínseco o valor real.
Es lo que definió Benjamin Graham, creador de esta corriente de inversión, como margen de seguridad, que es concepto alrededor del que gira esta filosofía de inversión.
Para seguir adelante y entender cómo te puedes convertir en un value investor, es necesario comprender estos dos conceptos de la estrategia value: que es el valor intrínseco de una acción y cuál es el precio de una acción.



  1. Valor intrínseco de una acción

    Una de las frases míticas de Warren Buffett es: “Precio es lo que pagas. Valor es lo que obtienes”.
    Un inversor value tiene como objetivo principal llegar a una valoración, conocer cual es exactamente el valor de una empresa a través del estudio de sus estados financieros: balance, cuenta de resultados y flujos de efectivo.
    Esta sería la primera fase de valoración, la cuantitativa, ser capaz de calcular sus ganancias futuras, en base a sus resultados actuales.
    Sin embargo, el value investing también tiene en cuenta los factores cualitativos de una inversión, lo que se denominan ventajas competitivas y que Warren Buffett definió como el MOAT, lo que hace que esa empresa sea diferente y difícil de replicar para la competencia.

  2. El precio de una acción

    El precio de una acción viene dado por la cotización bursátil de ese valor en un momento dado, y va cambiando durante la sesión a medida que se producen intercambios entre compradores y vendedores.
    Y precisamente en el precio es donde está la ventaja, reconocer e identificar empresas con un precio por acción infravalorado, confiando en que, a largo plazo, el mercado terminará por valorar correctamente a esa empresa y pagar la diferencia entre precio y valor, proporcionando al inversor inteligente y paciente un beneficio razonable por su inversión.

Lectura recomendada
Rebajas
El inversor inteligente (Clásicos Deusto de Inversión y Finanzas)
842 Opiniones
El inversor inteligente (Clásicos Deusto de Inversión y Finanzas)
  • Ediciones Deusto
  • 9788423425174
  • Graham, Benjamin (Author)

Cómo invertir en valor, principios del value investing

Invertir en acciones value, empresas infravaloradas y con grandes ventajas competitivas, tradicionalmente ha generado retornos espectaculares.
Podemos hablar de la fortuna de Warren Buffet, pero hay otros inversores que han seguido principios similares con resultados igualmente espectaculares: Peter Lynch, Benjamin Graham, el propio socio de Warren Buffett, Charlie Munger o Joel Greemblatt entre otros muchos, unos más conocidos por gestionar más o menos fondos.
Partiendo de las dos reglas básicas de Warren Buffett:

  • Regla nº1: No perder dinero
  • Regla nº2: Recordar siempre la primera regla

Podemos centrarnos en los que serían los principios que nos deben guiar a la hora de crear y gestionar una cartera value investing:

  1. Invertir en bolsa es la opción más rentable a largo plazo

    Según Peter Lynch: «La gran ventaja de invertir en acciones, para quien acepte la incertidumbre, es la extraordinaria recompensa por tener razón».
    Si tomamos un índice como el SP500, podemos observar que a lo largo de la historia del «índice» el rendimiento de la inversión en bolsa ha sido espectacular.
    Según podemos leer en el libro de Paramés, en los últimos 200 años, la inflación media ha sido del 4%, mientras que las letras y bonos del tesoro han ofrecido una rentabilidad del 5%, y la bolsa se ha acercado a una rentabilidad del 10%.

  2. A largo plazo la renta variable no tiene riesgo

    En esta parte se hace alusión a una frase mítica del gran Warren Buffett: «El riesgo proviene de no saber lo que se está haciendo».
    Es cierto que la bolsa puede ofrecer retornos espectaculares, si somos capaces de invertir en el activo correcto, pero tampoco es menos cierto que también podemos fundir nuestro patrimonio si no tenemos claro en que invertimos.
    Uno de los mejores inversores del mundo, nos regala uno de los pilares sobre los que se sustentan los principios básicos del value investing, saber en qué estamos invirtiendo y “saber que estamos haciendo”.
    En muchas ocasiones he hecho esta misma afirmación, pero hablando de Trading. En definitiva, el Trading, o la inversión a largo plazo no difieren en exceso de lo fundamental: “hay que tener un criterio y un sistema de trabajo”, si somos fieles a una estrategia, a largo plazo el mercado nos dará la razón y no tenemos más que ver lo que ha conseguido Warren Buffett.

  3. Es difícil batir al mercado

    Pocos profesionales son capaces de batir al mercado de forma sistemática. Sólo el 9% de los gestores norteamericanos han logrado batir al SP500 en un periodo de 16 años, del 1981 al 1997.
    Esto no sería un problema si no fuera por el hecho de que son “profesionales” y cobran, supuestamente, por hacerlo mejor que el mercado.
    Una de las razones típicas para no batir al mercado, deriva del error que se suele cometer de forma habitual: cambiar de estrategia y dejarse llevar por modas pasajeras.
    Warren Buffett ha llegado a ser el hombre más rico del mundo siguiendo una única estrategia, comprar empresas con ventajas competitivas a precios razonables. Por supuesto que ese es el centro de todo, pero no la única norma que tiene Buffett, pero lo importante es marcar unas normas que vamos a seguir pase lo que pase. Te recomiendo que esas normas estén maduradas y sean sensatas.

  4. El value investing, a largo plazo, obtiene mejores retornos que los índices

    Otro de los principios básicos del value investing es comprar algo por menos de lo que vale, o sea comprar empresas en las que tengamos margen de seguridad.
    Hay datos históricos que avalan la idea de que comprar empresas en valor, genera un rendimiento mayor que invertir en empresas de crecimiento.
    Existe una realidad, y es que una empresa de crecimiento, por lógica, es una empresa joven y que en muchas ocasiones se desenvuelve en un mercado nuevo. Saber cuál será el desempeño futuro de este tipo de empresas requiere mucha imaginación, y lo cierto es que no sabemos cómo serán ciertos mercados en el futuro.
    Los que invirtieron en plena burbuja.com, invirtieron en empresas de crecimiento, y desgraciadamente para algunos se equivocaron de medio a medio, sin embargo, los inversores que compraron Coca-cola, o Johnson&Johnson siguen disfrutando de empresas, un poco dinosaurio, pero que han ido creciendo sin pausa.

  5. La volatilidad y la liquidez no miden el riesgo de una inversión

    Que un valor sea volátil no quiere decir que sea arriesgado, y que un valor sea muy líquido tampoco es garantía de que tenga menos riesgo que un valor más pequeño.
    Muchas veces es más fácil encontrar valores infravalorados entre los valores de pequeña capitalización que, entre los grandes, y eso es debido a que son objeto de un menor seguimiento.
    La volatilidad, sólo es una oportunidad. Cuando hay mucha volatilidad en el mercado, los inversores value se frotan las manos.

  6. Los mercados bajistas son una gran oportunidad de compra

    “Las cuatro palabras más peligrosas en la historia de la inversión han sido: esta vez es diferente”. John Templeton.
    Podríamos iluminar la gran oportunidad que supone un mercado bajista con otras frases igual de reveladoras de Warren Buffett: “ten miedo cuando los demás sean codiciosos y se codicioso, cuando los demás tengan miedo”.
    Históricamente los mejores precios de cualquier activo cotizado se encuentran en los mínimos. Determinar cuando hay un mínimo de mercado es complicado, pero si podemos saber que estamos comprando barato, cuando todo el mundo ya no quiere comprar.

  7. Un inversor value no se puede centrar en el corto plazo

    A corto plazo la inversión en bolsa es impredecible, y no me estoy refiriendo sólo a varios días vista.
    Los principios básicos del value investing, están sustentados por el largo plazo, pero no podemos considerar largo plazo a 1, 2 o 3 años ¿Qué tal para toda la vida?
    No es fácil batir al mercado de forma consistente, pero es un hecho que los inversores value pueden batirlo a largo plazo, pero la bolsa es totalmente impredecible y en periodos cortos pueden llegar a tener peores resultados que los propios índices bursátiles.

  8. La bolsa y la economía no van de la mano

    La bolsa descuenta expectativas.
    Algunos inversores piensan que para tener un buen desempeño hay que conocer cómo van a evolucionar los tipos de interés o el PIB.
    Es fácil apreciar una correlación entre los tipos de interés y la bolsa, aunque la elección de acciones individuales normalmente no se rige por estas correlaciones. Si compras una empresa a buen precio, da lo mismo el momento económico o bursátil, porque esperas que, en el futuro, el mercado acabe por valorarla a un precio justo.

  9. No invertir en empresas sobrevaloradas

    Existen estrategias basadas en comprar acciones que están en máximos históricos o rompiendo resistencias históricas.
    En el Trading esto tiene su lógica, nos estamos montando en una tendencia y lo que buscamos es una revalorización a corto plazo, pero cuando hablamos de invertir, si compramos cerca de máximos, o simplemente compramos por encima de valor recomendable, sin margen de seguridad, estamos apostando al más tonto todavía.
    Como dice Buffett: “La razón más tonta del mundo para comprar una acción es porque está subiendo”, un caso diferente es determinar la razón de la subida, si hay motivos fundamentales que apoyen la compra de un valor, que a priori pudiera parecer caro, pero que está a un precio razonable, descontando sus beneficios futuros.

  10. El tiempo juega a nuestro favor, hay que controlar los sentimientos

    “Lo más fascinante del Value Investing es que el tiempo siempre juega a tu favor” Francisco García Paramés.
    Es muy difícil en la época actual, con brókers que nos ofrecen tiempo real en el móvil y plataformas pensadas para incentivar el “click”, no dejarse llevar por los sentimientos y la necesidad de tomar acción.
    Conseguir buenos resultados requiere de paciencia, mucha paciencia y evitar las emociones al máximo.
    Para cualquier inversor uno de los sentimientos más difíciles de controlar es la paciencia, esperar el momento adecuado para comprar y también para vender, obteniendo la rentabilidad adecuada a la inversión.

Resumen de una estrategia value

  • Ser fieles a nuestro sistema de inversión.
  • Comprar con un margen de seguridad.
  • Ser pacientes.
  • Buscar oportunidades cuando todo el mundo tiene miedo.

Con sólo cuatro ideas en la cabeza podemos tener un gran desempeño en nuestra inversión, mejorando a la mayoría de los inversores.

Inversión en bolsa de valores con acciones value o con los mejores fondos value investing

La elección de acciones value, valores que cumplan todos los requisitos de valoración, expectativas y ventajas competitivas, no siempre es sencillo para un inversor particular, que debe formarse adecuadamente para llevar a cabo esta tarea.
Cómo no es sencillo, siempre nos queda la posibilidad de utilizar los servicios de los expertos, contratar alguno de los mejores fondos value investing nacionales y extranjeros.
En este punto mi recomendación es que diversifiques. Existen multitud de fondos de inversión que utilizan esta filosofía, pero no todos y en todo momento tienen los mejores desempeños, por una razón muy sencilla: son fondos en los que los gestores tienen que decidir donde invertir, y pueden estar más o menos acertados en su tesis de inversión.
También pueden verse en situaciones comprometidas, como cuando Paramés abandonó Bestinver, para crear su propia gestora de inversión.

20 comentarios en «Investing Value»

  1. Me quedo con el punto 4 y con el 6. Especialmente con el 6 jejeje que creo que es la clave de mi filosofía a la hora de entrar en el mercado.

    Muy buen aporte

    Yo quizás añadiría el consejo de Bruce Lee de be water my friend. Por supuesto que debemos tener un método de inversión a seguir pero también hay que ser flexibles y saber evolucionar nuestra manera de invertir, no cerrarnos al cambio.

    Responder
    • Hola Cesar.
      Es interesante ser flexible, pero no cambiar completamente ya que también puede ser un error. Hay gente que compra un valor para esperar una revalorización , cuando esa revalorización no se produce y el valor empieza a caer se plantean que su entrada es de largo plazo…tal vez el valor no era precisamente una buena inversión y te encuentras atrapado dentro de un valor que no te gusta y con una pérdida importante, por eso es mejor seguir unas líneas maestras de inversión, otra cosa es que podamos ser flexibles.
      Un abrazo Cesar.

      Responder
  2. Buenas noches, Miguel,

    La verdad es que el artículo es un compendio de todos los «warnings» que debemos tener siempre presentes: escoger bien, no dejarnos llevar por nuestras emociones, no jugar a ser los más listos, tener paciencia,….

    Qué facil de decir, ¿no?

    Un abrazo,
    CZD.

    Responder
    • Hola CZD.
      Si…más fácil de decir que de hacer. Probablemente tengamos la suerte de que los mercados sigan subiendo, y si es así todos vamos a ser unos genios de las finanzas, si la bolsa se pegara otro batacazo entonces sabríamos quienes son «fieles» a sus principios…te lo digo que ya me ha pasado un par de veces y ver como tu cartera se va la mierda no es plato de gusto, ni tampoco es fácil de aguantar.
      Un abrazo.

      Responder
  3. Gracias Miguel, impresionante artículo que dejo guardado entre mis favoritos del Google Chrome, para así tenerlo a mano cada vez que me entren dudas , como ahora en el que veo todo tan caro, que quizá sería mejor acumular la poca liquidez de que dispongo, y entrar más tarde ,cuando haya una corrección (si es que la hay…).

    Ojala haya esa corrección especialmente en USA, porque tengo en mi radar un ETF de acumulación del S&P 500, y otro del Eurostoxx 50, que los voy a pillar sí o sí…lo que no digo es en que década…yo espero que en ésta…ja,ja,ja

    Responder
    • Hola Pobre Pecador.
      Me encantan tus chistes diarios, los busco en Google +, je, je. Había un inversor, que por desgracia no recuerdo el nombre, que lo importante no es cuando invertir, si no «en que invertir». Cuando tengas liquidez lo que hay que hacer es buscar el activo que mejor esté en ese momento.
      La corrección….es posible.
      Un abrazo.

      Responder
  4. Me gustó mucho este artículo, especialmente porque apenas empiezo a adentrarme en este mundo de las inversiones, estos warnings me parecieron muy buenos. Gracias por compratir tan buena información.

    Responder
    • Hola Juan.
      Tu opinión es respetable, como todas, pero creo que es simplificar en exceso. Siempre hay gente que tiene información privilegiada, pero no son los únicos que pueden ganar en bolsa, si hacemos un buen trabajo tenemos opciones de ganar en un buen porcentaje de ocasiones.
      Muchas gracias por tus comentarios, Juan.

      Responder

Deja un comentario

 

 

Acepto la política de privacidad

  • Responsable: Miguel Caballero
  • Fin del Tratamiento: Controlar el spam y la gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros, salvo por obligación legal
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad y olvido
  • Contacto: contacto@compraraccionesdebolsa.com
  • Información adicional: Visita mi política de privacidad

  *