Vender en Corto

que es operar en corto en bolsaQuizás piensas que no estás aprovechando correctamente estos últimos movimientos de la bolsa, tal vez estés pensando que es el momento de vender en corto y empezar a rentabilizar las bajadas de la bolsa.
Para vender acciones en corto, hay que entender las implicaciones de realizar una venta de un activo que realmente no se tiene: estás especulando, no existe la opción de invertir en corto y debes entender los riesgos que estas asumiendo.
Pero empecemos por el principio, ¿Sabes que es operar en corto en la Bolsa? Porque cuando empleamos la expresión entrar en corto en la bolsa, nos podemos referir al plazo (corto plazo) o a la dirección de la inversión (tomar el lado corto del mercado, vender en corto).

Operar en corto, short selling

¿Qué significa ponerse corto en Bolsa?

Si te estas iniciando en la inversión y el Trading, en ocasiones puedes haber leído que un fondo de inversión (hedge fund) mantiene posiciones cortas en bolsa sobre un determinado activo, esto es lo que se conoce como inversión bajista.
Vender en corto es una operación tan sencilla como la venta de acciones que no se tienen, con la intención de recomprarlas más baratas y, obtener un beneficio con la diferencia entre el precio de venta y el de compra.
Quien dice acciones dice cualquier otro activo cotizado, se puede ir corto en valores de todo tipo: índices bursátiles, materias primas o realizar operaciones a corto sobre divisas, entre otros muchos activos financieros.
También puedes haber leído u oído que a una posición corta se la llama short selling, ya sabes lo que significa short, operar en corto.
La bolsa tiene tres direcciones posibles, reconocidas como tendencias: tendencia alcista, tendencia bajista o tendencia lateral.
Cuando los inversores piensan que la bolsa subirá, compran acciones y están apostando por el lado largo de la bolsa. Si estamos en una tendencia alcista, creen que continuará en el tiempo, y si estamos dentro de una tendencia bajista, esperan que revierta y la Bolsa comience a subir.
Por el contrario, cuando piensan que la Bolsa bajará, quieren operar en corto en bolsa para ganar dinero aprovenchando la caída del precio de los activos bursátiles.
Para operar en corto en bolsa pueden vender acciones en corto mediante los instrumentos financieros a su alcance, con son los CFD, futuros, warrants o las opciones financieras, aunque también existe el préstamo de acciones para vender en corto. Y están apostando por el lado corto de la bolsa. Por tanto, cuando los traders deciden operar en corto y abren una posición en corto, se están poniendo bajistas porque esperan que el mercado baje de sus cotizaciones actuales.



Cómo se gana con las posiciones cortas en Bolsa

Cualquiera puede comprar y vender acciones cuando quiera, pero también se puede hacer la operación inversa, apostar a la baja en Bolsa, vendiendo primero las acciones a un precio elevado, para luego comprar a un precio más bajo. Esta es una venta corta de acciones, que creo que exige un ejemplo:

  • Supongamos que pienso que las acciones de Telefónica que están a 10€, van a bajar. Puedo realizar una venta en corto de acciones Telefónica a este nivel de precio.
  • Cuando las acciones de Telefónica han bajado de precio, pongamos a 8€, decido cerrar mi posición y hacer beneficios.
  • Para cerrar la posición corta hay que restituir las acciones vendidas. Se compran acciones y se equilibra la operación, obteniendo el beneficio por la diferencia.
  • Dependiendo del instrumento financiero utilizado, opciones financieras sobre acciones, CFDs, acciones prestadas o futuros, la operación puede ser más o menos compleja, pero el resultado es el mismo, obtienes un beneficio entre un precio alto y otro bajo.

Operar en corto en Bolsa se puede realizar sobre cualquier tipo de activo, ya sean acciones, índices, entrar en corto sobre materias primas o criptomonedas. Operar en corto con la cantidad de derivados financieros que ofrecen los brókers online es sumamente fácil, aunque no exento de riesgo, como te cuento un poco más abajo.

Cómo invertir en corto, instrumentos financieros para operar en corto

El instrumento más popular y sencillo para posiciones a corto en Bolsa son los CFDs, pero no es la única opción. Si te planteas operar en corto en bolsa, conviene que conozcas las diferentes opciones para realizar una venta en corto:

  • Vender en corto acciones prestadas
    Aunque es la opción más lógica para invertir en corto sobre acciones, no es la más sencilla. Como curiosidad, la mayoría de los brókers prestan acciones y ganan dinero con la operación, pero no suelen dejar que sus inversores particulares lo hagan, salvo DEGIRO, SelfBank y el bróker Bankinter que prestan acciones a sus usuarios, la mayoría no lo hacen y sólo prestan acciones a inversores institucionales.
  • Vender en corto con CFDs
    Son el derivado financiero más popular. Son muy sencillos de utilizar porque son un contrato por diferencias, no importa si realizas operaciones en corto y largo, cuando cierras la operación obtienes el beneficio por la diferencia de precio en la operación.
    Aunque son un contrato con un rollover de bolsa asociado, es automático, no tienes que realizar ninguna operación para prorrogar el contrato a su vencimiento.
  • Con futuros también puedes ir a corto
    Los futuros son otra opción para ponerse corto, con un funcionamiento relativamente sencillo. Estos instrumentos financieros son útiles sobre todo cuando hablamos de tendencias que pueden prolongarse en el tiempo.
    Cuando contratas un futuro sobre acciones, el precio que estás pagando tiene una diferencia sobre la cotización del subyacente. Este descuento sobre el activo al que va referenciado es el coste de la financiación.
    No nos olvidemos que cuando utilizamos CFD o futuros estamos comprando o vendiendo a crédito, por tanto, tenemos que pagar por esa financiación.
    Los futuros tienen un periodo de caducidad, tres meses o seis meses, depende del vencimiento que queramos contratar. Siempre podemos hacer roll-over y al vencimiento seguir con el futuro, pero pagaremos otra vez por la financiación.
  • ETFs inversos
    Hay otro activo financiero sencillo de utilizar: Los ETF inversos. Cuidado con la inversión en ETFs, ya que no replican exactamente el movimiento del subyacente y no tienen la opción de apalancamiento directo, como si ocurre con los CFD o los futuros, aunque se pueden contratar ETFs inversos dobles o triples, que si van apalancados.
    No llegan al grado de apalancamiento que un CFD o un futuro en el que con una garantía de un 10% sobre el subyacente, puedes abrir una posición.
  • Opciones financieras
    Las opciones financieras son otro derivado financiero que permite operativa en corto, con un nivel de riesgo controlado. Por ejemplo, puedes comprar PUTs y tu riesgo máximo es la prima pagada.

Los riesgos de la venta en corto

Operar en corto en bolsa, potencialmente es más arriesgado que operar en largo, por no hablar de que el riesgo es asimétrico, mientras que en teoría un activo puede multiplicar su valor hasta el infinito, el mínimo siempre es cero.
Es cierto que, si echamos la vista atrás y miramos los históricos de las cotizaciones, es fácil encontrar acciones o activos que han multiplicado varias veces su cotización inicial, y los que han terminado en cero nunca han pasado de ese mínimo, porque el cero es el default.

Operar apalancado en las posiciones a corto

Un inversor de acciones puede ir al mercado con la intención de ganar dinero en un espacio corto de tiempo. Compra unas acciones, y en el transcurso de la operación sus accione comienzan a bajar y lo que era una operación de corto plazo, se convierte en una operación de largo plazo.
En este punto podríamos discutir todo lo que queramos: que si posee pérdidas latentes, que si promediar en bolsa cuando una acción cae está mal o que debería haber aplicado un stop loss. Mientras que la empresa no posea una pérdida irremediable del negocio, con el tiempo puede salir airoso de la operación.
Sin embargo, una operación apalancada en corto, obligatoriamente tiene que ir asociada a una estrategia de salida, es necesario aplicar un stop loss.
Lo primero es que, cuando operamos apalancados, incurrimos en gastos financieros y lo segundo y más peligroso, que podemos perder mucho más dinero de lo que hemos puesto en la operación.
Imagina que hemos puesto un 10% del total de la operación para abrir una posición corta. En el momento que el activo suba un 10% ya estamos perdiendo dinero, y como en teoría no hay límite a las subidas, las pérdidas pueden multiplicarse hasta el infinito.

fondos de renta fija, riesgos

Buscando operar en corto con acciones

El funcionamiento para encontrar acciones en las que ponerse corto, es exactamente el mismo que cuando buscamos acciones para comprar.
Es obvio que cada inversor tiene sus propias técnicas, pero se podrían resumir en dos opciones, utilizar el análisis técnico o el análisis fundamental. Mi recomendación es que combines los dos puntos de vista, acciones que técnicamente se vean mal y que estén pasando por una situación financiera complicada.

Vender en corto con análisis técnico

Empezaremos buscando entre los sectores que muestren mayor debilidad. Lo podemos hacer con indicadores técnicos, como el Mansfield, o simplemente utilizando el chartismo, buscando figuras técnicas que potencialmente sean bajistas, como el hombro-cabeza-hombro, un doble techo o divergencias en máximos.
Cuando tenemos seleccionado los sectores, buscaremos las acciones que peor comportamiento estén teniendo, y creamos una lista de vigilancia.
Una vez seleccionados los valores, hay que definir cuál es el setup trading, lo que te impulsa para entrar corto en el mercado. Este aspecto debería estar contemplado en tu sistema de Trading.

Análisis fundamental

Aunque creas que no, el análisis fundamental también sirve para buscar operaciones cortas, al igual que hay operadores que no son técnicos, como en la gran apuesta de Michael Burry.
Quizás la selección de valores unitarios pueda ser más complicada, pero basta con analizar los estados financieros y buscar en empresas que no generan beneficios, que tengan una valoración excesivamente alta, tengan problemas de financiación o que estén en un sector que vaya a pasar por diferentes problemas económicos.

Mejor Bróker para ponerse corto

Si te has pasado por mi sección de Brókers online, habrás visto muchísimos análisis de Brókers. Decidir que Bróker es mejor para ponerse corto, tiene mucho que ver con nuestra estrategia y estilo de Trading.

Operar en corto DEGIRO

Si queremos realizar una operativa tranquila sobre acciones sin apalancamiento, o con un nivel de apalancamiento bajo, la mejor opción es las acciones prestadas DEGIRO.
DEGIRO no ofrece CFDs, antes si los tenía disponibles, pero ya no. También permite la operativa a corto con la compra de opciones puts DEGIRO, los futuros DEGIRO y con ETFs. Operar con DEGIRO no es difícil, su plataforma es realmente intuitiva.

Short selling eToro

En la plataforma eToro se puede operar con activos de contado, o sea, puedes comprar acciones, incluso criptomonedas de contado, pero también se pueden vender acciones eToro al utilizar CFDs para operar.
Si utilizas CFDs en eToro, puedes utilizar el lado corto del mercado y vender a corto, esperando ganar cuando el activo sobre el que estás especulando baje de precio.

Mi experiencia con los cortos

Ponerse corto es como querer montar un toro mecánico. Si las tendencias alcistas son difíciles de cabalgar, las tendencias bajistas son insufribles y estas expuesto a ser derribado de tu posición en cualquier momento.
Hay veces que encuentras una tendencia bajista muy clara y uniforme, pero este tipo de tendencias, cuando hablamos de las caídas de la bolsa son infrecuentes.
La volatilidad es algo asociado a las caídas, no hay más que fijarse en el VIX, el indicador típico del miedo. Realmente este indicador lo que mide es la volatilidad y según está construido, a mayor volatilidad mayores caídas bursátiles.
Mi recomendación es ponerse corto (si esta es tu intención) cuando la tendencia sea claramente bajista, no antes. 
La forma de proceder para buscar cortos, no difiere mucho de la que se debería utilizar para abrir largos.
Primero hay que constatar que la tendencia ha cambiado, que efectivamente estamos en una tendencia bajista, bien utilizando medias móviles, el MACD o el indicador que prefiramos.
Luego se debería buscar un sector débil, para a continuación buscar las acciones más débiles dentro de ese sector.

Mi recomendación sobre los cortos

Los cortos irónicamente yo los llamo el “lado oscuro de la bolsa”.
El lado oscuro, el lado corto del mercado es subyugante. En un buen día puedes meter un 3-4-5-8% o más a una acción, porcentajes que en el lado largo cuestan mucho más de conseguir. Si encuentras una buena semana a lo mejor le metes en tres o cuatro días un 15-20% de bajada.
Esto sucede sobre todo por que el miedo es uno de las peores consejeros para invertir, y cuando la bolsa, cae el miedo se apodera de los pequeños inversores.
Cuando tienes un poco de experiencia en bolsa, los CFD, el apalancarse te empieza a llamar la atención, ya que con 300 o 400 euros puedes tomar una posición de 4, 5 o 6.000 euros, quizás más dependiendo del Bróker y los activos, de ahí a querer especular con el lado corto, sólo hay un paso.
Yo te diría que si estás empezando en la bolsa, no utilices los cortos. Si tienes algo de experiencia, no pongas mucha cantidad, si eres un inversor y piensas que el mercado caerá, toma beneficios reduce parte de las posiciones y espera a que el precio llegue a zonas de compra.

7 consejos para operar en corto de Stan Weinstein

  1. No vender en corto porque el PER sea demasiado alto

    El ratio PER es una medida que no sirve para decidir si una empresa ha subido mucho o no, sólo nos muestra lo que los inversores están dispuestos a pagar por un rendimiento futuro.
    Podemos encontrar empresas con un PER muy alto, pero con potencial para seguir subiendo, y lo siguen haciendo sin parar. Esto es bastante frecuente en las empresas de crecimiento, aquellas de las que se espera que en el futuro su negocio siga subiendo.

  2. No abra posiciones cortas porque una acción haya subido mucho

    Que una empresa haya subido mucho no es motivo para pensar en vender a descubierto, en el peor de los casos nos podemos mantener al margen.
    Hay acciones en máximos históricos que siguen subiendo, debido en gran parte a la buena marcha de la empresa, una acción cara, no necesariamente es una buena candidata para invertir en corto.

  3. No operar en corto sobre una acción que todo el mundo crea que va a desplomarse

    El mercado se empeña en muchas ocasiones en llevar la contraria a los gurús de la bolsa, a los analistas reputados y a todo aquel que se empeña en tratar de adivinar lo que pasará en el futuro.
    Nadie tiene una bola de cristal y no sabemos dónde están los límites por arriba, ni por abajo…bueno el límite mínimo es 0.

  4. No operar en corto en bolsa sobre una acción que carezca de liquidez

    Cuando hemos realizado ventas en corto y tratamos de salir de una posición, si el valor es muy ilíquido y mueve muy pocos valores al día, nos encontraremos en aprietos para recomprar y cerrar nuestra operación, además es fácil que provoquemos una subida del precio si nuestro volumen es importante.

  5. Las operaciones a corto sobre una acción que esté en la etapa 2 no son recomendables

    Stan Weinstein en esto es muy claro. Mientras que un valor está por encima de su media móvil de 30 semanas no se puede vender.
    La venta a corto tiene que ser en valores que estén entrando o ya estén en su etapa cuatro, y evidentemente por debajo de su media móvil ponderada de 30 semanas, en este artículo puedes reconocer las fases del mercado de acciones.

  6. No abra una posición corta sobre una acción que pertenezca a un sector fuerte

    Si nos encontramos con un sector fuerte, es una temeridad ir corto, los cortos son para los sectores débiles.
    En cada momento del ciclo económico encontraremos sectores fuertes y débiles, porque es así como funciona la economía, el dinero fluye de unas empresas a otras en función del momento económico en el que nos encontremos.

  7. No se puede ir corto en bolsa sin utilizar un stop loss

    Por último, no se pude operar sin plantearse donde y cuando saldremos de una posición en el caso de estar equivocados, esta regla es básica para sobrevivir en bolsa y forma parte de las normas de gestión del riesgo más básicas.
    Si sigues al pie de la letra los “no” de Stan Weinstein, vender a descubierto no tiene por qué ser más peligroso que tomar una posición larga.

4 comentarios en «Vender en Corto»

  1. Buen artículo Miguel

    El peligro no son los instrumentos financieros como tales, el peligro somos los usuarios. Generalmente los minoritarios lo que hacemos es reaccionar a acontecimientos y correr detrás del mercado, por lo que llegamos tarde y acabamos perdiendo dinero.

    Lo fundamental siempre es tener una estrategia muy clara de largo plazo. Saber lo que vas a hacer si la bolsa sube, si baja o si se queda lateral. Aislarse del ruido exterior y tomar tus propias decisiones.

    Si eres B&H debes esperar a que las buenas empresas, castigadas por causas puntuales y que no afecten a sus fundamentales se te pongan a tiro. Lo que no puedes hacer es ser B&H y de repente como llevamos unas semanas malas, cambio de estrategia, vendo todo y me pongo corto en el índice. porque ahí no sabes como moverte, te pillará un rebote y adiós.

    Sobre todo planificación y paciencia.

    De apalancarte ya ni hablamos…

    Responder
    • Hola Dalamar
      Me alegra mucho tu comentario, por que enlaza muy bien con el artículo de mañana, que va precisamente de ganar en bolsa y las estrategias.
      Puedes utilizar diferentes estrategias, pero con carteras y cuentas diferentes. Como bien dices, no puedes ser un trader un día, y al día siguiente Buy & Hold, al final el mercado te pilla, si o si.
      Un abrazo.

      Responder

Deja un comentario

 

 

Acepto la política de privacidad

  • Responsable: Miguel Caballero
  • Fin del Tratamiento: Controlar el spam y la gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros, salvo por obligación legal
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad y olvido
  • Contacto: contacto@compraraccionesdebolsa.com
  • Información adicional: Visita mi política de privacidad

  *